Menu
A+ A A-

Oteruelos

Iglesia de Santo Domingo Frontón trinquete cubierto Oteruelos a vista de pájaro

OTERUELOS | Soria

Trinquete y valiosa arquitectura tradicional


Oteruelos conserva más de una decena de edificios protegidos dada su interesante arquitectura tradicional, muchos del siglo XIX, enclavados en el llamado barrio de la Nobleza. Muros de mampostería con sillares en puerta y ventanas, destacando los dinteles dobles donde en primera persona incluyen inscripciones de quien fue el constructor: “me construyó…”

También es destacable el antiguo edificio del ayuntamiento, una robusta edificación que conserva la chimenea troncocónica. En su momento llegó a tener un pequeño calabozo construido hacia 1704.

Otras construcciones interesantes en Oteruelos, propiciadas por los hijos del pueblo emigrados a América, son un frontón trinquete, único cubierto en Castilla y León, y numerosas fuentes en fábrica de sillar. 

No hemos de olvidar la iglesia de Santo Domingo que sostiene una sencilla cabecera románica primitiva, de canes lisos, con las saeteras tapiadas; los dos abrigos rocosos localizados en su entorno con pinturas rupestres, la Cueva Grande y la Cueva Larga, y el Canto o Roca del Duro, singular retablo moral grabado sobre piedra entre 1878 y 1921 por el pastor de Ocenilla Julián Pérez .

subir_1

 

separador sombra

  • Cómo llegar a Oteruelos


Imprimir
  • Desde Soria capital
  • SORIA ► N-234 ► conexión SO-800 ► OTERUELOS

separador

  • Mapa de Oteruelos
  • • DISTANCIA A LA CAPITAL: 15 km
  • • GPS: 41º 50' N. 2º 36' W.
  • • ALTITUD: 1.083 m
  • FIESTAS
  • • Santo Domingo de Guzmán (primer fin de semana de agosto)
  • • Fiesta de El Pilar (12 de octubre)

subir_1

 

media_sombra

bolo Lugares de interés en Oteruelos

 

Iglesia de Santo Domingo

Templo con elementos de origen románico que sufrió una importante transformación en el siglo XVIII. Tiene una sola nave, cubierta de madera y fábrica de sillarejo con contrafuertes de sillar. El ábside semicircular en la cabecera conserva dos ventanas cegadas y canecillos en la cornisa. En el lado sur se abre la puerta con arco de medio punto sobre impostas resguardada por un pórtico construido a mediados del siglo XIX.

La espadaña a los pies del templo corresponde a la época de ampliación y tiene un amplio frontón triangular con pináculos en los laterales y sendas campanas. También se conservan en el exterior dos cruces de piedra y una estela funeraria.

El Trinquete

Frontón cubierto construido en 1925 gracias a las donaciones de la Sociedad Hijos de Oteruelos, vecinos emigrados a América. Es un alto edificio de mampostería, sillares en las esquinas y cubierta de madera con grandes cerchas. Se restauró en 1998 por la Escuela Taller Duques de Soria.

Pinturas rupestres

Cuenta Oteruelos con dos abrigos rocosos con pinturas rupestres que se localizan en los parajes conocidos como La Cueva Grande y la Cueva Larga. Ambos pertenecen al Calcolítico o Bronce Medio y representan mediante rasgos esquemáticos y tonos rojizos figuras humanas y animales.

Monte Berrún

Junto al río Duero, Oteruelos está rodeado de praderas de robles y densos bosques de pino. Con forma de cono, el Monte Berrún resalta por su tupida masa vegetal.

Detalle del Canto del Duro

El Canto del Duro

A un kilómetro del caserío hacia el Norte parte la senda hacia la izquierda que lleva a los abrigos de pinturas rupestres de la Cueva Grande y de la Cueva Larga de Oteruelos. Para llegar al Canto del Duro, debe proseguirse el camino recto por la pista hasta llegar a la alambrada que interrumpe el paso entre dos peñas. Al lado de la senda, en una mata de robles, se alza el muro tajado sobre el que grabó su retablo moral de cinco paños entre 1878 y 1921 el pastor de Ocenilla Julián Pérez, quien en el intermedio de una y otra fecha fue guardia civil con una estancia prolongada en la frontera francesa.

El panel del Canto del Duro mide dieciséis metros de largo por algo más de tres de altura y tiene dos tercios de su superficie grabados. La interpretación de tamaña obra ha sido de lo más diversa, desde alegato masónico a pieza notable del paciente arte pastoril, pero lo que no deja dudas es la sorpresa que su presencia despierta. Sus cinco paños, descifrados por Gómez Barrera y San Román, incluyen un par de autorretratos de Julián Pérez, el primero juvenil y el otro de guardia civil con traje de gala, el reverso de la moneda de Alfonso XII que da nombre a la peña, una pareja de zorros que se miran, el triángulo divino con dos ángeles postrados, la balanza de las buenas obras que pende sobre el mundo y un diablo enfrentado con un águila que sostiene una bolsa de monedas y una calavera. 

subir_1

Free Sitemap Generator